Blogia
Els Frikinautes

Las maquinitas del barrio

Mi primera infancia (4-9 años) se desarrolló durante la época en la cual tener una videoconsola era un lujo al alcance de pocos, y no se había estabilizado aún el mercado de los 16 bits (hablamos de la época inmediatamente anterior al anuncio más estúpido de la historia, el de "mola mogollón ven a la Nintendo [NES] (de Sparco)"... Cuando la Mega y la Súper ya se disputaban el mercado!).

En esa época, si quería jugar con viedojuegos, o me complicaba la vida con el Spectrum (jamás pude dominar el sistema de casettes) o le pedía 5 duros a mi madre oi a mi abuela para ir "a la máquina" o "a la otra máquina". Eran tiempos en los que tenías que hacer cola para jugar, y muchas veces te tenías que confromar con mirar cómo "los mayores" jugaban en aquellas cabinas con cenicero asqueroso incluído. Estas máquinas cambiaban de juego cada 3 o 4 meses, y la voz corría por la calle: eh, que en el bar "X" tienen juego nuevo! Estos son los juegos que corrieron por la máquinas recreativas de mi barrio:

1. "La máquina" (en un bareto que ahora es un Döner Kebab): Parecía abonada a juegos de Capcom y Sega. La gran mayoría de juegos que tuvieron allí son ahora clásicos, por lo que fuimos muy afortunados los chavales de por ahí.

Ghouls n’ Ghosts: Que se puede decir de este jeugo que no se sepa? Remake superior del Ghosts n’ Goblins de Capcom, la armadura dorada molaba mucho y te daba poderes, era muy difícil... Detestaba que el mago me transformara en viejo. De pato aún se pordía hacer algo, pero de abuelo...

Pang!: alias "el juego del Son Goku" para los jugones por el parecido del explorador protagonista con Goku. Otro clásico que no necesita presentación. Íbamos todos locos por jugar a la pantalla de la Sagrada Familia, pero la mayoría no pasaban de China.

Hammerin’ Harry (o Daiku no Gensan): Juego de Irem poco conocido en Europa pero que en Japón fué un fenómeno. Es la historia de venganza de un humilde trabajador japonés frente a la corrupción inmobiliaria, que le ha volado la casa y secuestrado a la novia. Con su mazo le va arreando a todo el mundo. Su estética 100% anime atrayó a muchos jóvenes, y un tipo se encoñó tanto con el juego que se lo acabó pasando. Yo no paso de la tercera fase, y eso que lo he jugado más de 50 veces en el MAME (y esos que tengo vidad infinitas debido a que el MAME es totalmente gratis. Hace poco hicieron un remake para PSP que no está nada mal.

Black Tiger: Cásico plataformero de Capcom. Tienes que rescatar a un dios Dragón que ha sido repatado por un dragón malo. Uno de los juegos que más ví por ahí: en mi barrio, en barrios próximos, en Barcelona, en Mallorca...

Hard Head: Considerado uno de los juegos más extraños de todos los tiempos y también uno de los peores, su éxito de basaba en que era tan malo que era bueno. Te lo pasabas pipa con sus niveles plagio de Super Mario, sus feos gráficos, su terrible música y el hecho de que cuando te mataban el protagonista (una especoe de hombre de Neardenthal que de lejos parecía un niño... O acaso lo era?) se quedaba en pelotas y se le veía el cipote. Hecho por la compañía SunA, una especie de Ed Woods de los arcades

Shinobi: El único y original juego de ninjas de cara descubierta, con sus míticos bonus donde te saltaban ninjas malos a la cara, lanzabas estrellitas de la muerte (que no shurikens, ojo), haciás unos trucos ninja que harían palidecer al mismísimo Hattori (que aún corre por estos canales de Dios tras un breve paso por Td8) y tenías que rescatar a pequeños ninja vestidos de rosa. Uno de los arcades más divertidos que hizo Sega (uno de tantos: aquí un Segadicto).

Shadow Dancer: Otro de ninjas de Sega, que no era tan bueno como el auténtico y genial Shinobi, pero que molaba porque ibas con un perro.

Moonwalker: El juego de Michael Jackson, distinto al de la Mega: el arcade tiene una perspectiva isométrica muy molona, y en lugar de dar patadas Jacko labza estrellitas con la mano. Los malos secuestran niños y el tío Michael dice "Aou! Que esos son papa mí"! Se tranformaba en Robot si cogías una estrella fugaz, y a mí me molaba tanto la transformación que la imitaba haciendo los "cabrones" con las manos, hasta que mi madre me dijo que dejara de ir haciendo gestos obscenos.

Street Fighter II: No es nesesario desir nada más, excepto que un día que que me costaba mucho un tío me vino un diciendo "si quieres te lo paso yo", y el capullo de scaramanga le dejó y el tío se jugó una partida gratis a sus expensas sin que se diera cuenta hasta al cabo de unos años, cuendo recordó el hecho. Nunca más me han tomado el pelo de esta manera Vergüenza.

Football Champ: Uno de fútbol de la Taito, con zooms y estas virguerías pre-FIFA, con un árbitro gordo que daba mucha risa. A veces, como que soy muy forofo, cuando marca el Barça en un partido importante me dá por hacer broma y corro igual que los jugadores del juego cuando marcan gol, por lo que supongo que el jueguesito dejó dejó huella.

Sunset Raiders: Ya había jugado a la versión Mega de éste juego oestero de Konami cuando lo pusieron en la máquina, y las escenas en plan anime y el hecho de que tuviera 4 paersonajes y animaciones que no estaban en la versión doméstica me hacían ponerme verde de envidia. De todas maneras siempre me pillo a Cormano, que sí estaba en la Mega.

The Punisher (fué el último, creo): El juego con el que conocí a el Castigador y a Nick Furia, un Beat ’em up muy divertido de Capcom (cómo echo de menos ese género). Frank aplasta!!!

Teenage Mutant Ninja Turtles: Creo recordar que durante un tiempo tuvieron esta maravilla de Konami. Era la época en que las Tortugas Ninja eran "lo más": este admirador de Bola de Drac y Lamu confiesa que de pequeño prefería las Ninja: me hice fan de Bola de Drac en la era de las fotocopias y de Lamu (aunque ya la ví de peque, pero no era lo que se dice "fan") cuando la repusieron en mis tiempos de instituto. Todos deseábamos zurrarle al Trinxant, y yo me pillaba a Raphael.

2: La "otra máquina": Ofreció más variedad

Tiger Road: Clásico menor de Capcom, lo llamábamos "el de los gansos" por unos malos enorme que salían en la segunda pantalla, te cogía y te tiraban. No sé si alguno habló de como se parecía el prota a Krilin. Dicen que es muy malo, pero a mí me gusta bastante el jueguecito. 

Chelnov (Atomic Runner): Clásico de Data East donde el prota, vestido como de astronauta, corría solo. Me moló más la versión de Mega Drive, con mejores gráficos y una pantalla que te decían que ra Siberai, pero pasaba en el Passeig de Gràcia (lo juro, se ven un montón de obrasde Gaudí!). 

Cabal: "el del Rambo" para los amigos, era un divertido juegazo donde un tipo de espaldas tenía que disparar contra unos soldados malos. Había un tipo que estaba enganchado al juego y minetras jugaba gritaba "Morid, perros, morid!" una y otra vez. Esta recuerdo haberla visto también en el restaurante del parque del RACC, en Gualba (el Montseny).

Euro League: Hack del Tecmo World Cup ’90 con equipos europeos. Fué el primer juego que conozco donde podías controlar al Barça, y te enfrentabas al Madrid, el Atleti, el Milan, el PSV, el Inter, el Nápoles y el Bayern. La gente iba loca por jugar con el Barça. Era la época en que mi barrio era de mayoría culé: ahora me resulta más próximo a mayoría merengue. 

WWF Superstars: uno de lucha libre con Hulk Hogan, el Último Guerrero (mi favorito. Ahora es un chalado anclado en los años 50 que va por ahí diciendo que los USA están repeltos de comunistas, sin tener en cuenta que ahora allí  hay libertad de asociación política, SO BURRO!), Ted DiBiase (conocido entonces por "el hombre del millón de dólares"), el Poli Loco, Macho King, el Serpiente y otros de la era clásica. Como disfrutaba con esos, pero ahora la chiquillería prefiere a John Cena y co. (lógico, por otra parte).

Uno de naves con el que me pasó algo muy raro: Pues sí, lo estoy buscando y no lo encuentro, pero un día me pasó algo sorperndente. Estaba como muchos cgavales haciendo ver que estaba gugando cuando sin comerlo ni beberlo no sé qué pulsé que me salió un juego de esos de revelar chicas de anime haciendo cuadritos, y me dejó jugar gratis. Sin querer hice un truco! Aún no sé cómo me lo monté, pero busco el juego para repetir el truquito.

Toki: El clásico juego del chimpancé que tira bolas de juego. Se vió bastante por aquí, según pude ver. No es para menos, pues era un juegazo.

Super Volleyball: Un juego muyyyy raro de volley en el que llevabas a la selección de Japón. Siempre me gustó la imágen de los jugadores japos llorando. La recordaba realista, pero al jugar al juego de nuevo ví que era de tipo manga caricaturesco, y de mucha risa.

3: La tercera en discordia: La tenían en un otro bar, y era una máquna de muestra de la NEC Turbografx/PC Engine (aunque esto lo descubría mucho después). Tenia varios juegos de esa consola, como la versión del Shinobi de Asmik, o el Tiger Road. Lo malo es que la paleta de colores estaba estropeada, y todos los juegos salían en negro, violeta y verde. De todas maneras había un juego que me llamaba la atención: era parecido al Bomberman, y lo protagonizaba una especie de duende sin orejas y con un bolsillo en la barriga. en la pantalla de presentación salían el duende en una alfombra mágica, con un chaval gordo, uno que parecía una comadreja, y uno con gafas que llevaba una chica con coletas de la mano. Os suena? Al cabo de poco empezaron a echar el anime en el Super 3. Hace poco ha cumplido 15 años de emisión aquí. Sí, el juego de "él". O "los"? Porque la pantalla de presentación que os describo salía, pero no corresponde al juego correspondiente (que era este, seguro, porque lo jugué). Memoria fallando... Eh, mirad, Gegant sale tuerto!Juas, juas...

Y 4: Un bar tenía la máquina del beat ’em up de Hook, de la Irem.

 

Y eso es todo. Me ponéis las de vuestro barrio? Quisiera jugarlas, y como tengo el MAME enterito, pues no me costaría. Comentad porfa, que este post me ha costado!

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

5 comentarios

jose -

como y donde descargar estos juegos?

scaramanga -

Lupus: Si era Metroid, es que era un PlayChoice de esos. Recuerdo que tenían uno en el Tibidabo: era una recreativa con varios juegos de NES. Nintendo hizo una muy buena estrategia y aumentó las ventas con este ingenioso e imitado sistema de marketing (de hecho tampoco lo invetaron ellos, pero sí lo aplicaron bien).

... I força al canut!

Muramasa: Apuntado: buscando el juego murciano ese. Parece que es un beat'em up... Cómo los añoro, de nuevo... Ese Streets of Rage... Snif...

Penny: Lo dicho: el SF II nos traumatizó a todos por uno u otro motivo. Tendré que hacer un especial de grandes momentos videojuegiles de mi vida, como cuando provoqué que todos los coches de una calle salieran volanto en el GTA Vice City.

Pennywise -

Un dia contaré en mi blog mi infancia traumátizada por SF II y lo crédulo que eramos todos.
En otro orden de cosas, al de Volleyball he jugado en SNEs y es una gozada. Era poco de arcades y siempre jugaba a los que sabía que me gustaban como Golden Axe o Ghost and Goblins.
PD: Gracias al Mame he descubierto(y pasado juegazos) como el Cadillacs & Dinosaurs.

Muramasa -

Aunque en mi más tierna infancia yo vivía en BCN, alguna vez iba al pueblo donde vivo actualmente, pues aquí viven mis tíos, y alguna vez había ido con mi hermana y mi prima a alguna sala recreativa, aunque yo era más de mirar.

Sí recuerdo, una vez que estuve por Murcia y en un bar hubo un juego al que nos viciamos mi prima y yo. Era tipo Tortugas Ninja, pero con enanos, y razas varias.

Lupus Sigarrensis -

Mi comentario será muy humilde, ya que yo siendo de pueblo, todas estas maquinas no llegaban. Alguna vez habia juagado per creo que era en el camping, me acuerdo del Street Fighter II, clasico de clasicos, y supongo que el otro era Metroid. ¿Puede?
Veo que has tenido una infancia muy "sala recreativa".
He flipado con el juego de Doraemon.
Otro tema que se podria hacer un Tesis Doctoral.

Salut!!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres